El tejido conjuntivo, acidez metabólica y el dolor

Conocemos que de tipos de tejido conjuntivo básicos tenemos:

– Especializados: sangre, cartilaginoso, óseo, adiposo…

– No especializados: tendón, ligamentos, aponeurosis, dermis…

Del que nos interesa hablar más en este artículo es del sistema músculo-esquelético o aparato locomotor y su relación con el dolor.

Tengamos claro que la función principal del sistema conjuntivo es la de reservorio de agua y minerales para las demandas del organismo y su equilibrio, o sea, para la vida.

Teniendo en cuenta las dietas actuales más acidificantes por ser ricas en fosfatos (embutidos, Colas…) y pobres en verduras, alteraciones del eje de estrés mantenidos (distrés), ausencia de actividad física y otras causas, la demanda de minerales para mantener en definitiva la supervivencia es cada vez mayor, lo que implicará en consecuencia pérdida de calidad y estructura articular, ósea…peor soporte de las cargas diarias y como consecuencia dolor, roturas, pérdida de función…

Podemos influir en todo este sistema mediante la alimentación aumentado la ingesta básicamente de productos con minerales (verduras, frutas) aparte de los minerales ya citados anteriormente, de hortalizas ricas en azufre y alimentos con vitamina C, disminuyendo productos precocinados, ricos en fosfatos, azúcares, hidratos de carga glucémica alta…, regulación del estrés y actividad física regular.

Para finalizar, recordar que el tejido conjuntivo que unifica a todo el resto es la sangre, de ahí la importancia para todo el sistema de respirar-oxigenar y por tanto de la realización del ejercicio físico con la respiración.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *